Lo importante del ayuno en una dieta amucosa 

36
Dieta amucosa

Posiblemente esté resulte un término bastante distinto al que estamos acostumbrados a escuchar al momento de referirnos a las distintas dietas que se pueden llevar. A principios del siglo pasado, el excéntrico Arnold Ehret realizó un amplio estudio relacionado con la nutrición y la importancia del ayuno. 

Al margen de sus gustos, también se distanció de los preceptos científicos de su época para realizar sus investigaciones y escritos donde deja constancia de sus descubrimientos y además de sus postulados donde suele afirmar que todas las enfermedades tienen un origen en la constipación del organismo en distintas partes, incluso las enfermedad de tipo vírica o quizás, una ceguera, todas tienen su origen en la constipación de las correspondientes partes del organismo relacionadas con tal disfunción. 

¿A qué se le denomina constipación? 

Se trata de la acumulación de mucosidades, sustancias desconocidas o extrañas, pus o escoria. Dichas sustancias no resultan fácil de ser eliminadas por el cuerpo, incluso podrían pasar años. En dicha situación la alimentación se presenta como la fuente principal creadora de ese mucus. 

Para una persona normal, se deberían acumular alrededor de unos 4 o 5 kg de dichas sustancias putrefactas y tóxicas. Ello nos conduce a pensar que hace más de un siglo la industria encargada de los alimentos no se encontraba desarrollada como en la actualidad, por lo que los venenos que a diario consumimos se han incrementado de una manera drástica. 

Es posible que se pueda conocer el nivel de toxicidad que con tenemos por medio del espejo mágico. Es decir, cuando un organismo se encuentra libre de agentes tóxicos, su lengua debería encontrarse completamente limpia, ya que ella es el reflejo de esa información.

Tras desarrollar un sistema curativo por medio de una dieta amucosa, se sugirió realizar ayunos con la idea de eliminar las escorias que se encargan de taponar la circulación libre del aire y la sangre por todo el cuerpo. Una manera interesante de verlo, es que la vitalidad no es inherente a los alimentos, sino que depende del nivel de obstrucción y de la presión del aire que circula por el cuerpo.

De manera que, para alcanzar la vitalidad y la energía que necesitamos de alimentos que nos proporcionen tal vitalidad, sino una sangre que se encuentre limpia y junto a ella, un organismo que no se encuentre saturado de esas sustancias que se catalogan como mucus. De esta manera, propone la creación de un menús predeterminado pues cualquier dieta que se pueda llevar a cabo sin que se haya eliminado previamente las obstrucciones del cuerpo, no tendrá sentido.

¿Qué contiene entonces una dieta amucosa? 

Esta dieta consiste en el consumo de todo tipo de verduras y frutas de temporada, bien sean cocidas o sin cocer, así como vegetales de hoja verde ya que estos serían los alimentos que no generan mucosidad al organismo.

En cuanto a los alimentos que contienen almidón como el arroz, la patata  las legumbres, etc, sólo pueden ser consumidos durante su proceso de curación, es decir, durante la dieta co-musca, ello con la finalidad de que el mucus y otras substancias extrañas que se encuentran almacenadas en el organismo, no sean incorporadas de manera tan directa al torrente sanguíneo, pues ello podría provocar un colapso que conlleva a diversos efectos perjudiciales para la persona que sigue dicha dieta. El ayuno prolongado podría ocasionar el mismo efecto en una persona intoxicada.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here